Reseñas

Reseña de “Estudio en escarlata”

Estudio en escarlata es una novela de misterio y detectives escrita por Arthur Conan Doyle, publicada en la revista Beeton’s Christmas Annual de noviembre de 1887, con ilustraciones de David Henry Friston. En esta novela hacen su primera aparición el mítico detective Sherlock Holmes y su ayudante, el doctor John Watson.

Sir Arthur Conan Doyle

*****

La historia tiene su inicio en la Londres de 1878, con el personaje de Watson encontrándose con un viejo amigo suyo, Stamford, contando que tuvo que abandonar la guerra debido a una herida y que, posteriormente, contrajo el tifus. La conversación desemboca en Watson diciéndole a Stamford que busca compañero de piso, y este le dice que un conocido suyo busca alguien con quien compartir el alquiler de piso en el 221 B de Baker Street. Este conocido de Stamford es, nada más y nada menos, que el detective asesor Sherlock Holmes. Ambos conviven y en esta convivencia se nos muestra la curiosa personalidad y las interesantes aficiones de Sherlock Holmes. Un día reciben un mensaje de Scotland Yard sobre un asesinato del que necesitaban ayuda para resolverlo.

Ilustraciones de la novela original.

*****

La descripción física de Sherlock Holmes la encontramos en esta obra relatada de un modo ciertamente preciso:

“Su estatura sobrepasaba los seis pies, y era tan extraordinariamente enjuto, que producía la impresión de ser aún más alto. Tenía la mirada aguda y penetrante, […] y su nariz, fina y aguileña, daba al conjunto de sus facciones un aire de viveza y de resolución.”

-Conan Doyle en Estudio en Escarlata

Además, vemos sus conocimientos amplios en algunas materias y nulos en otros campos, como por ejemplo:

“Sin embargo, mi sorpresa alcanzó el punto culminante al descubrir de manera casual que desconocía la teoría de Copérnico y la composición del sistema solar. Me resultó tan extraordinario el que en nuestro siglo XIX hubiese una persona civilizada que ignorase que la Tierra gira alrededor del Sol, que me costó trabajo darlo por bueno.”

-Conan Doyle en Estudio en Escarlata

En el perfil elaborado sobre los conocimientos de Sherlock, vemos su filosofía en el sentido de que cree que el cerebro es limitado y los datos inútiles debe olvidarlos pues son eso, inútiles. Además, la capacidad de deducción de Holmes se ve claramente expresada en esta novela.

Estudio en escarlata es, sin lugar a dudas, una fantástica novela que nos presenta a dos inolvidables personajes cuyas acciones son descritas desde la elegancia y la pulcritud, con una estética limpia, como si el mismo texto fuese un caballero inglés del s. XIX, con sus carismáticos giros en la trama y frases célebres para enmarcar.

Jesús Miguel Pacheco Pérez

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s